Solo es un segundo


Sólo es un segundo
en el que me atrevo a pedirte que me ames,
después seguiré soñando contigo
y pidiendo que un día me dediques
una de tus miradas.

Compartelo!Share on Google+Pin on PinterestTweet about this on TwitterShare on Facebook