Ayer Soñamos


Ayer los dos soñábamos con un mundo perfecto,
ayer a nuestros labios les sobraban las palabras
porque en los ojos nos espiábamos el alma
y la verdad no vacilaba en tu mirada.

Ayer nos prometimos conquistar el mundo entero,
ayer tu me juraste que ese amor sería eterno
porque una vez equivocarse suficiente
para aprender lo que es amar sinceramente.

Compartelo!Share on Google+Pin on PinterestTweet about this on TwitterShare on Facebook